Las licencias de viviendas caen en Bilbao y San Sebastián, pero se disparan en Vitoria

Según un estudio del Gobierno vasco, el retroceso afectó en 2007 a localidades como Durango, Zarautz y Mungia

Las licencias para edificar viviendas -un permiso administrativo que otorgan los ayuntamientos- se mantuvieron el año pasado en Euskadi en niveles parecidos a los de 2006, pero sólo si las estadísticas se analizan en términos globales, pues las comarcas del Bilbao metropolitano y de San Sebastián experimentaron notables caídas, un fenómeno que también fue apreciable en otras localidades vascas de tamaño medio. En cambio, Vitoria marcó la tendencia opuesta y, con alrededor de 5.000 licencias, pulverizó el ‘récord’ histórico que había alcanzado en 1979, apenas un año antes de la mayor crisis inmobiliaria sufrida por la ciudad.

Según un informe del Departamento de Vivienda, que abarca desde enero hasta noviembre de 2007, en los municipios del Gran Bilbao se concedieron en ese periodo 2.782 permisos para construir pisos, mientras que en el año anterior, incluido el mes de diciembre, se habían concedido 3.663. En San Sebastián, el retroceso fue más acentuado, ya que durante los once primeros meses de 2007 se tramitaron 974 licencias, poco más de mitad de las que se habían concedido en todo 2006, que sumaron 1.725.

Aunque el cómputo de 2007 no es completo, los descensos que recoge el estudio del Gobierno vasco coinciden con otros análisis que alertan de un frenazo de los proyectos de edificación residencial en varias zonas de Euskadi; un parón que, según algunos sectores profesionales, afecta de forma más acentuada al segmento de viviendas caras y que se habría empezado a manifestar tras el estallido de la crisis de las hipotecas ‘subprime’.

Mientras algunos estudios estiman que, en toda España, cerca de 500.000 pisos se quedarán sin vender, el informe del Departamento de Vivienda ha constatado procesos de desacelaración en el área funcional de Zarautz-Azpeitia, donde entre enero y noviembre de 2007 se concedieron 291 permisos, cuando en todo el año anterior se habían registrado casi el doble (594). La variación es parecida en la zona de Arrasate-Bergara, que durante los once primeros meses de 2007 consignó 628 licencias, frente a las 1.015 aprobadas en todo 2006.

Un caso aparte

Las comarcas de Durango y de Mungia también han experimentado retrocesos, aunque no han sido tan acusados. En cambio, las áreas de Llodio, Tolosa y Balmaseda-Zalla mantuvieron el año pasado el proceso de expansión, aunque sus cifras fueron modestas en comparación con el espectacular crecimiento de la zona de Gernika-Markina: en 2006 se contabilizaron 921 licencias en esa comarca, y entre enero y noviembre de 2007 se registraron 1.015.

Sin embargo, Vitoria supera holgadamente al resto de Euskadi. En el citado periodo de 2007 se aprobaron en la capital alavesa 4.906 licencias, que representan casi el 40% de los permisos concedidos en toda la comunidad autónoma. Esa proporción tan elevada se explica por la expansión de los nuevos barrios de Salburua y Zabalgane, concebidos para dar una respuesta a cerca de 14.000 alaveses que hace ocho años buscaban una vivienda y no la encontraban.

En cualquier caso, Vitoria constituye una excepción respecto a la desaceleración que han registrado el área de San Sebastián, así como Bilbao y los municipios vizcaínos más populosos. En principio, los efectos de ese parón se tendrán que notar durante este año, aunque las estadísticas sobre viviendas iniciadas en 2007 podrán esclarecer si la fase de crisis ya venía de atrás.

Por el momento, el último informe del Gobierno vasco sobre viviendas protegidas indicaban que, al tercer trimestre de 2007, se habían iniciado 2.141, mientras que en todo 2006 fueron 5.273.

ARTÍCULO DE J. MUÑOZ en http://www.elcorreo.com/vizcaya/20080202/pvasco-espana/licencias-viviendas-caen-bilbao-20080202.html